Florencia-Italia-Firenze

Recorrer la Plaza del Duomo

La plaza del Duomo de Florencia es considerada el centro religioso de la ciudad, ya que las edificaciones religiosas más importantes de toda la ciudad se encuentran a su alrededor.

Es un lugar lleno de historia, donde puedes pasar un buen rato recorriéndola, tomándole fotos y claro, aprendiendo todo lo que hay para aprender sobre ella.

La Catedral de Santa María del Fiore, algo imprescindible que ver en Florencia

La Catedral de Santa María del Fiore, más conocida como el Duomo de Florencia, es considerada la cuarta iglesia más grande del mundo.

Se empezó a construir en 1420 y se terminó en 1436, y es una obra de arte que tiene aproximadamente 150 metros de ancho y 145 metros de altura.

La cúpula tiene detalles impresionantes de pintura, y cada una tiene una historia detrás. Si te interesa saber todos los detalles, te recomiendo hacer un tour guiado por la cúpula Brunelleschi.

Qué ver en Florencia - Duomo de Florencia - Catedral de Santa María del Fiore
Catedral de Santa María del Fiore, Florencia

Te recomiendo comprar la entrada con anterioridad, ya que las colas para entrar son interminables.

También puedes hacer una visita guiada por la Catedral de Florencia, que te incluye la entrada sin hacer cola.

Admirar el Baptisterio de San Juan y puerta del paraíso

Al lado del Duomo de Florencia, encontrarás el Baptisterio de San Juan, famoso por sus tres conjuntos de puertas de bronce.

Fue dedicado a San Juan Bautista, patron de Florencia, y allí era donde se celebraban los bautizos (de ahí su nombre).

El edificio es octagonal, y fue construido en el siglo V sobre ruinas romanas.

La Puerta del Paraíso se le llama a la tercera puerta, Tiene 10 paneles que representan episodios del Antiguo Testamento en arte renacentista. Es una visita imprescindible que hacer en Florencia.

Si solo cuentas con un día para visitar la ciudad, estetour privado por Florencia te llevará descubrir las atracciones y lugares principales que no te puedes perder.

Subir al Campanile di Giotto o Campanario de Giotto

El Campanile di Giotto es el campanario de la Catedral de Florencia. Se encuentra en la Plaza del Duomo y es considerado uno de los más lindos de toda Italia.

Su construcción inició en 1334, y no fue terminada sino hasta 1359.

El campanario tiene 414 escalones hasta su cima, y te ofrece la que es probablemente la mejor vista de la Piazza del Duomo y de la Catedral de Florencia desde las alturas.

Reserva tu alojamiento en Florencia a los mejores precios aquí.

Cruzar el Ponte Vecchio, una visita imprescindible en Florencia

El Ponte Vecchio o Puente Viejo, es un puente que atraviesa el río Arno, el cuál a su vez, atraviesa toda la ciudad de Florencia.

Su historia se remonta a la época de los romanos. Sin embargo debido a su estructura tan precaria fue demolido y reconstruido varias veces.

Ponte Vecchio - Florencia

Finalmente, el puente actual fue construido entre 1335 y 1345 cuando los Médici decidieron hacerlo en piedra para que perdurara. Es, sin duda, el puente de piedra más famoso de Europa, y uno de los pocos puentes habitados del mundo.

Definitivamente es un emblema de la ciudad y un sitio imprescindible que visitar en Florencia.

Sobre el puente, encuentras el llamado «Corredor Vasariano«, que construyeron los Medici en 1565.

Una particularidad del Puente Vecchio es que es el único puente de toda Florencia que sobrevivió a la Segunda Guerra Mundial. Se dice que fue por orden expresa de Hitler.

Sin duda, cruzar el puente Vecchio y fotografiar la ciudad desde allí es una de las cosas que hacer en Florencia imprescindibles.

Caminar por la Piazza de la Repubblica

La Piazza della Repubblica es una de las plazas principales y más grandes de Florencia, conocida como el corazón de la ciudad desde la época de los romanos.

Es un punto estratégico ya que allí se cruzan las principales calles de la ciudad antigua, y tres barrios históricos de Florencia: Santa Croce, San Giovanni y Santa Maria Novella.

Antiguamente, la Plaza de la República era usada como mercado central ya que era un punto comercial estratégico para la ciudad de Florencia.

Visitar el Palacio Vecchio, una de las cosas imperdibles que hacer en Florencia

El Palacio Vecchio o Palacio Viejo, era, originalmente, el palacio de justicia de Florencia, y fue construido encima de un foro romano.

En su entrada puedes ver dos estatuas que reflejan el arte renacentista: a un lado se encuentra una copia del David de Migue Angel, y al otro, Hércules y Caco.

Allí puedes encontrar innumerables muestras del renacimiento italiano. De hecho, al frente de la logia encuentras una cantidad de estatuas, que hacen una especie de museo al aire libre.

En la actualidad, en Palacio Vecchio está ocupado por las oficinas del Ayuntamiento de la ciudad de Florencia.

Entrar a la Basílica de San Lorenzo y a la Capilla de los Medici

Es un precioso complejo de capillas construidas en el siglo XVII, usada como mausoleo de la familia Medici.

Allí se encuentran sepultados más de 50 miembros de la familia que le dio tanta fama y renombre a la ciudad de Florencia, así que no puedes dejar de ver lo que hay en este complejo de capillas.

Si te gusta visitar el arte religioso (como a mi), te recomiendo que no pierdas la oportunidad de visitarla.

Visitar el Palacio Pitti

Es un palacio precioso con una estructura y arquitectura propia del renacimiento. Durante mucho tiempo, fue la residencia de la familia Médici, ya que lo adquirió en 1548, un siglo después de su construcción.

Se dice que en el siglo XVIII, el Palacio Pitti fue una de las bases de Napoleón Bonaparte en Italia.

Palacio Pitti, Florencia

Es el museo más grande de toda Florencia, y alberga museos y galerías en su interior con colecciones permanentes y temporales.

Para que te hagas una idea, su piso principal tiene 32.000 mt².

Si te gusta la historia de Florencia, no puedes dejar de ver el Palacio Pitti.

Recorrer la Plaza de la Señoría, uno de las visitas infaltables en Florencia

Es una de las plazas más movidas, concurridas y visitadas que ver en toda Florencia, ya que allí siempre ha estado establecido el poder civil.

Data del siglo XIV, y desde entonces ha sido el centro del poder politico y social más importante de Florencia.

Alrededor de la Piazza della Signoria puedes encontrar restaurantes, cafés y barsitos, pero también encuentras tiendas de la talla de Gucci o Chanel.

Así mismo, encuentras muestras de arte por todas partes, incluyendo una copia del David de Miguel Angel en tamaño real y la Fuente de Neptuno.

Durante la noche se convierte en centro social, y es el lugar de encuentro por excelencia entre los florentinos.

Ver la Iglesia de Santa Croce de Florencia

Evidentemente, la Iglesia de Santa Croce o Basílica de la Santa Cruz, queda en la Piazza de la Santa Croce.

Es una de las iglesias más importantes no solo de Florencia sino de toda la religión católica, ya que es la iglesia franciscana más grande del mundo.

Además de ello, es un panteón como ningún otro en Italia: allí se encuentra la tumba de grandes artistas florentinos e italianos, como Miguel Angel, Macchiavello y Galileo Galilei. Por eso se le conoce como el «Templo de las Glorias Italianas».

Entrar a la Galería de la Academia

La Gallería della Academia es, sin duda, uno de los museos más importantes de toda Florencia, y probablemente de Italia.

Este museo lleno de arte e historia, alberga en su interior nada más y nada menos que al «David» de Miguel Angel: una estatua de más de 5 metros de altura y 5.500 kilos de peso.

Allí podrás encontrar arte renacentista en todas sus formas y figuras: esculturas, pinturas, monumentos, etc.

Tiene colecciones permanentes y temporales, entre las que destaca su colección de arte religioso.

Está abierto al público desde 1784, así que si eres amante del arte, este es una visita imprescindible que hacer en Florencia.

Visitar la Galería de los Oficios

La Galería de los oficios o Galeria degli Uffizi es uno de los museos más visitados de todo Florencia, y con más cosas para ver, sin contar que es uno de los museos más antiguos del mundo.

Allí podrás apreciar algunas de las pinturas de los artistas más famosos del mundo como «El nacimiento de Venus» de Botticelli, y «La adoración de los Magos» de Da Vinci.

Cuenta con 1392 piezas, así que si te gusta el arte, te recomiendo tomarte tu tiempo para visitar este museo porque encuentras de todo.

La Galería degli Uffizi tiene la ventaja de que está ordenada por periodos y estilos para facilitarte la visita.

También te recomiendo con anterioridad ya que va mucha gente y las colas para entrar son enormes.

Subir a la Piazzale Michelangelo, un sitio que no puedes dejar de ver en Florencia

La Plaza Miguel Angel o Piazzale Michelangelo es un mirador que se encuentra al sur del río Arno.

Es el mejor mirador que puedes tener de Florencia (de hecho, muy probablemente, las fotos panorámicas que ves en redes, han sido tomadas desde allí).

Si subes (ya sea a pie o en bus), te recomiendo que sea al atardecer. Ver la puesta del sol desde el Piazzale Michelangelo es un lujo que muy pocos tienen.

Además, arriba encuentras un restaurante, una cafetería, varias tiendas de souvenirs donde te puedes dar gusto comprando (y comiendo gelatto).

La vista desde allí es preciosa, ya que incluso se pueden ver los vestigios y los restos de la muralla antigua que resguardaba y protegía la ciudad de Florencia.

Ten en cuenta que son varias las formas de subir a la Plaza de Miguel Angel, pero si lo haces a pie, son más o menos 20 minutos caminando por una cuesta un poco empinada. (En total, son 800 mts en subida).

Eso si, una vez llegues, seguro la vista te va a hacer olvidar el cansancio porque de verdad, vale la pena.

Tomar fotos de Florencia en el Jardin de las rosas

En la mitad del camino de subida a la Piazzale Michealgelo, te encontrarás con el Jardín de las Rosas.

Es un espacio natural con una vista preciosa hacia la ciudad de Florencia. No te prometo que encuentres rosas si vas en invierno, pero en el resto de estaciones, es probable que si.

Así que si quieres hacer una pausa en tu asenso al mirador, o tomar fotos panorámicas de Florencia, este es el lugar perfecto.

Lanzar una moneda en la Fontana del Porcellino

La tradición dice que la fuente te dice si volverás o no a Florencia. Tienes que tocar la nariz del cerdo de la fuente, y luego poner una moneda en su boca.

Si la moneda cae al agua, volverás a Florencia. Si no, puedes despedirte de la ciudad por siempre.

Basílica de Santa María Novella

La basílica de Santa María Novella fue la primera gran basílica de Florencia.

Construida en 1470, e s el templo principal de la Orden de los Dominicos en Florencia.

Queda en una plaza perfecta para hacer una pausa y sentarse a tomar un café. Eso si, sobra advertirte que los precios no solo para nada cómodos, pero la vista es absolutamente espectacular. Tú escoges.

Mercado de San Ambrogio

El mercado de San Ambrogio es un mercado tradicional donde puedes encontrar todo tipo de productos.

Si quieres encontrar los ingredientes para preparar una comida típica italiana, este es el lugar que tienes que visitar en Florencia.

No olvides contratar tu seguro de viajes antes de iniciar tu travesía. Encuentra tu mejor opción aquí.

Posts que te pueden interesar

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.