Colmar

Son infinitas las cosas que hay para ver en Colmar: es la capital vinícola de la región de Alsacia, está catalogado como uno de los pueblos más lindos de Francia, y tiene edificaciones que se remonta al Renacimiento y la Edad Media, entre muchas otras cosas.

Así que si entre tus planes está visitar este rinconcito de Francia con herencia alemana, aquí te cuento todo lo que tienes que visitar y ver en Colmar.

Agenda tu tour GRATUITO por Colmar» aquí

Visitar la Place Rapp

Es la plaza principal de la ciudad de Colmar. Para los lugareños, esta plaza representa un símbolo de la libertad, lo mismo que Bartholdi.

De hecho, en la plaza se encuentra la primera escultura realizada por Bartholdi a sus 22 años: la estatua del General Rapp.

Era el sitio de reunión de los lugareños antes y después de la guerra, así como las fiestas típicas (como el 14 de julio).

Encontrarás allí una mezcla de arquitectura alemana, africana y francesa, que da origen a varias calles de la ciudad (es un punto muy central).

Es un lugar encantador ya que puedes ver las estructuras tanto alemanas como francesas en un solo lugar. Es un sitio lleno de historia que no puedes dejar de ver en Colmar.

Place de la Cathédrale, la plaza más linda que ver en Colmar

En pleno corazón de Colmar se encuentra la Plaza de la Catedral. Dos de los edificios más representativos de la ciudad quedan en esta plaza: la Colegiata de San Martín y el Salle du Corps de Garde.

Ver la Colegiata de San Martin de Colmar

A la Colegiata de San Martín se le llamó la «Catedral de Alsacia» durante la Revolución Francesa. Inicialmente fue una iglesia otoniana, hasta que en 1234 se convirtió en la iglesia de tres naves que hay hoy en día.

Si vas a Colmar es fácil de ver, ya que su imponente torre mide 70 metros de altura. Imposible no encontrarla en la plaza.

Sin duda, es una de las catedrales góticas más importantes de toda Alsacia.

Dato viajero
La mejor manera de no perderte de absolutamente nada en tu visita a Colmar es este tour completo por Alsacia. Será un tour de 10 horas donde podrás disfrutar de todo lo que tiene para ofrecerte la región.

Visitar la Petite Venise, lo más lindo que ver en Colmar

Si te preguntas a dónde tienes que ir para tener la típica postal perfecta de Colmar, la «Petite Venise» es la respuesta a tu pregunta.

Es un pequeño barrio colorido de lo más romántico que te puedes imaginar, a la orilla del rio La Lauch.

En la Edad Media, este canal servía como medio para comercializar y transportar todo tipo de alimentos.

Es una visita obligada también para los amantes de la historia de la arquitectura, ya que desde allí se puede ver la herencia alemana, sus construcciones en piedra, los colores, las estructuras, en fin.

Si hay algo que tienes que ver en Colmar, es la Petite Venise.

A modo de curiosidad, en este barrio de Colmar, no se puede modificar NADA de la estructura de una casa (ni al interior ni al exterior) sin el permiso del gobierno francés.

Qué hacer y qué ver en Colmar - Petite Venise

Visitar la Maison des Tetes

La Maison des Têtes (o la Casa de las Cabezas) es uno de los sitios de Colmar que no puedes dejar de ver, ya que es muy representativa a nivel cultural para la ciudad.

En su fachada tiene más de 200 figuras de cabezas,

La tradición era representar las cabezas de varios burgueses, a manera de burla para que se pudieran reconocer.

Data de 1609, cuando era una casa privada, bastante burguesa para la época. Luego, se convirtió en restaurante en 1989

Hoy en día es un restaurante con una cava de vinos excelente, donde puedes degustar las mejores cosechas de toda Alsacia.

Caminar por la Rue des Marchands

Si vas a Colmar, no puedes dejar de ver y recorrer la Rue des Marchands. Es la calle más famosa y tal vez la más fotografiada de toda la ciudad.

En esta calle se encuentran varias de las construcciones más representativas de la ciudad, como el museo Bartholdi, la Casa Pfister, la Casa Schongauer y la Casa Weinhof.

Si vas en navidad (te lo recomiendo) esta es una de las calles típicas de las postales: te sentirás como en un pesebre. Es absolutamente hermosa.

La Rue des Marchands y la Petite Rue des Tanneurs son dos de las más bonitas para lograr tu postal navideña.

Si te gusta el vino, este tour por Alsacia con cata de vinos es el plan perfecto para ti. Irás a visitar los viñedos en Hunawihr, Riquewihr y Eguisheim, para luego disfrutar de una copa del mejor vino de la región.

Conocer la Maison Pfister

Una visita imprescindible que debes hacer en Colmar, ya que la Maison Pfister es probablemente la casa más popular de la ciudad.

Construida en 1537, es sin duda una de las casas más bonitas de la ciudad. Cuenta con unos frescos ornamentados que hacen referencia a emperadores germánicos y escenas bíblicas, además de tener medallones típicos de la Edad Media.

La casa, además, cuenta con un balcón tallado, galerías en madera, una torre octagonal y un mirador de dos pisos. La residencia adoptó el nombre de la familia que la habitó y la restauró a finales del siglo XIX.

Fue declarado monumento histórico de Francia en 1927.

Visitar el Museo Unterlinden de Colmar

Uno de los museos más visitados de toda Francia y el museo más importante para visitar en Colmar. Está ubicado en un antiguo convento de Dominicas que fue fundado en el siglo XIII.

Una de las piezas más importantes que tiene en su colección es el Retablo de Isenheim, una obra de Matthias Grünewald que data del siglo XVI.

El Museo Unterlinden cuenta con una colección de pinturas y esculturas renacentistas y de la Edad Media, no solo de artistas nativos de Colmar sino también de Alemania, de Suiza, de Alsacia y del resto de Francia.

Dato viajero
Te recomiendo visitar la región de Alsacia en diciembre. Sus mercados navideños son famosos por su belleza, su variedad, y sobre todo su decoración. Te sentirás como en un cuento de hadas!

Ir de compras al Marché Couvert

El edificio donde se encuentra el Marché Couvert de Colmar fue la primera construcción de estructura metálica de la ciudad. En su exterior aun puedes ver su color rosa original.

Luego de ser originalmente un mercado, se volvió un parqueadero por un tiempo y luego fue retomado por la ciudad de Colmar para volver a su esencia de mercado.

Encuentras todo tipo de productos: carnicería, pescadería, quesería, frutas y verduras, vinos, café y hasta flores.

Qué hacer y qué ver en Colmar - Petite Venise
A la izquierda, la Petite Venise. A la derecha, el Marché Couvert.

El mercado cuenta con una terraza preciosa donde antiguamente llegaban los barcos con la mercancía para comercializarla. Hoy en día, es un lugar perfecto para tomar un café.

Dato viajero
¿Aun no tienes listo tu seguro de viaje? Es esencial que estés preparado para cualquier imprevisto que se te pueda presentar durante tu travesía. Así que si es tu caso, puedes adquirir tu seguro de viajes con un 7% de descuento aquí.

Visitar el Museo Bartholdi, algo imprescindible para hacer en Colmar

El hijo favorito de Colmar no es nada más ni nada menos que Frédéric Auguste Bartholdi (1834-1902), creador de la célebre Estatua de la Libertad (y muchísimas obras más).

El museo se encuentra en la casa en la que Bartholdi nació y vivió una parte de su vida. Allí encontrarás obras y elementos que pertenecieron a él.

La casa está dividida en tres partes: en la primera planta hay una presentación completa de las obras de Bartholdi.

Luego, en el primer piso hay una simulación del apartamento parisino de Bartholdi, ya que su viuda regaló a la ciudad de Colmar todo lo que se encontraba al interior de su vivienda.

Y finalmente, en el segundo piso encontrarás diferentes estatuas y esculturas que hacen referencia a la famosa Estatua de la Libertad, ubicada en la ciudad de Nueva York.

En el centro de la casa, encuentras una escultura llamada «Les grands Soutiens du monde«, la cual hace una alegoría a la justicia, al trabajo intelectual y al patriotismo.

pub

Place de l’Ancienne Douane

La Place de l’Ancienne Douane o Plaza de la Antigua Aduana es otro de esos sitios encantadores que no puede dejar de ver en Colmar.

Es conocida como el Koifhus (casa del comercio) y está situada en pleno casco histórico de la ciudad: es más, es el edificio público más antiguo de Colmar, y solía servir como almacén y antigua aduana.

Durante el tradicional mercado de Navidad, sirve de sede para que los comerciantes expongan su mercancía. Es absolutamente hermoso! Esta es, sin duda, una visita imprescindible si vas a Colmar.

Posts que te pueden interesar

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.